Al ojo del amo: Ruta Monarca

En su ruta de casi 5 mil kilómetros desde Canadá hasta Michoacán y el Estado de México la Mariposa Monarca, poliniza vastas extensiones del subcontinente, generando un servicio ambiental de valor incalculable para los tres países de Norteamérica.

En los últimos 20 años, la llegada de la mariposa monarca a México ha disminuido en un 95%. El calentamiento global, la utilización de fertilizantes y pesticidas químicos, el cambio de uso de suelo y la erosión están destruyendo las plantas silvestres y las áreas de descanso y alimentación que requieren las mariposas para llegar a sus sitios de hibernación.

Mientras en Canadá se hacen esfuerzos para que 200 millones de monarcas atraviesen su frontera cada año, y Estados Unidos hace lo propio para  que crucen a México al menos 100 millones de mariposas, las  que finalmente llegan a  los  santuarios de nuestro país suman entre 10 y 15 millones.

El principal aliado que la mariposa monarca puede tener en México es el desarrollo rural sustentable. Elevando la calidad de vida, los ingresos y la educación ambiental de las familias rurales en los estados que la mariposa atraviesa, tendrán el conocimiento y la actitud necesarias para proteger la Ruta Monarca y por ende contribuir a la continuidad y bienestar de esta especie declarada por la UNESCO patrimonio de la humanidad por su importante rol en el ecosistema.

Esta problemática fomenta el desarrollo de un nuevo proyecto llamado “Ruta Monarca” cuyo objetivo es mitigar el daño causado a la ruta migratoria de la mariposa monarca en México mediante el impulso de actividades económicas sustentables en las comunidades por donde pasan las mariposas, utilizando técnicas agroecológicas.

El proyecto abarca las siguientes acciones concretas:

  • La instalación de 3,600 jardines de descanso y alimento para la mariposa en terrenos agrícolas desde el Estado de México hasta Chihuahua.
  • Combinar el tipo de vegetación que necesitan las mariposas para alimentarse con la producción de hortalizas en cada jardín.
  • La instalación de centros de demostración, que proveerán a los agricultores de insumos así como de asesoría para el mantenimiento de los jardines y de su producción agrícola.
  • La comercialización de la producción agrícola de los jardines.
  • Un programa de educación a los agricultores para la recuperación de suelos.
  • Monitoreo y seguimiento a la mariposa monarca y sus jardines.

En BePro, nos sentimos afortunados y agradecidos de poder participar en un proyecto tan importante y de tanta trascendencia para nuestro planeta. Estamos seguros que nuestra labor en consultoria y venta del proyecto para obtener fondos de capital para la fundación es de suma importancia y esto se traduce en un gran motivador para seguir adelante con nuestro propósito de negocio. El proyecto demanda la participación de más jugadores interesados en generar un cambio sustantivo no solo de tipo ecológico o ambiental sino de comportamiento y valores.

Si tu empresa o institución esta interesada en participar con nosotros, por favor no dudes en ponerte en contacto con nosotros o escríbenos un correo a contacto@bepro.mx 

La migración es un fenómeno natural y las mariposas lo saben. Por eso, ellas no requieren pasaporte.